Sobre cuando llamas a tu perro

Venga, vamos a darle una vuelta juntos a esta frase para que veas que no me he vuelto loco 😜 ⁣

1️⃣ Estás todo el día encima de tu perro diciendo su nombre en miles de entonaciones y estados de ánimo. ⁣

2️⃣ Tu perro está entretenidísimo oliendo algo y claramente incapaz de acertar ni de escucharte. ⁣

3️⃣ Tu perro acude cuando lo llamas pero tú siempre y solo lo haces para cortar su juego o libertad. ⁣

4️⃣ Tu perro acude, pero muy tarde para ti que ya has dicho su nombre cientos de veces y estás de los nervios, y le echas la bronca al llegar. ⁣

👉 Todo eso no solo desmotiva la llamada, sino que va minando la relación con tu perro poco a poco. ⁣

☘️ Te propongo un ejercicio:⁣

🐶 En un lugar tranquilo, dale un premio a tu perro y di su nombre mientras lo come. Repite durante 50 segundos. Poco a poco haz el ejercicio en diferentes ambientes, cada vez con más distracciones. Al mismo tiempo deja de decir el nombre de tu perro y dirígete a él con un diminutivo. ⁣

🚀 Genial, ya has empezado a sentar las bases de una buena llamada 😉⁣

Fernando Pérez

Fernando Pérez

Deja una respuesta